imagen-post-3D-660x350-660x350

Un sector al alza

Las ventas de las impresoras 3D durante el año 2017 demuestran que son un producto claramente al alza. Después del escepticismo inicial, parece que tanto usuarios como empresas están poco a poco más convencidos de las ventajas de esta tecnología.

Los datos reflejan un aumento del 37 por ciento en las ventas durante el primer semestre de 2017, resaltando la categoría de las impresoras 3D profesionales, cuyas ventas medraron un 64 por ciento . Finalmente, parece que se dará el esperado ‘boom’ de las impresoras 3D.

Ya antes ya charlamos sobre los beneficios que las impresoras 3D ofrecen para el autoempleo. Una de las razones es que son susceptibles de ser utilizadas en muchos ámbitos diferentes. Por poner un ejemplo, están ganando suma importancia en sectores tan dispares como la joyería, la ortopedia o bien la construcción de casas. ¡Incluso ya existen impresoras 3D de comestibles!

Variedad de materiales
Otra de las grandes ventajas de las impresoras 3D es que cada vez pueden trabajar con una mayor variedad de materiales. En un principio las impresoras 3D FDM utilizaban un tipo de filamento altamente biodegradable llamado PLA, que prosigue siendo el más habitual en nuestros días.

No obstante, se le han ido añadiendo abundantes materiales que ha aumentado enormemente las posibilidades. Estos nuevos géneros de filamento dejan efectuar figuras con otro tipo de rugosidad, consistencia o rigidez. Ente ellos podemos localizar el ABS, nylon, filamentos flexibles o fluorescentes, laywood, laybrick o bien incluso impresoras 3D capaces de imprimir piezas de distintos tipos de metal.

Precios cada vez más accesibles
Cuando oigas a alguien decir que las impresoras 3D son caras, no le hagas caso. Es uno de los mejores consejos que te podemos dar. Sí, es cierto que ciertos modelos profesionales son bastante costosos, pero hoy en día la variedad es suficientemente grande para encontrar modelos a buenísima relación calidad/precio.

Como ejemplos de impresoras 3D entre 200 y 400 euros tenemos algunas tan conocidas como la Anet A8, la Anycubic i3 MEGA o bien la Creality CR-diez, todas ellas entre las impresoras 3D más vendidas del año en curso. En nuestra web tenemos un listado considerablemente más amplio con impresoras 3D asequibles.

Hay otras técnicas o bien materiales que también te permiten realizar diseños en 3D. Pero todos son como hacer aeroplanos de papel con las manos en comparación con lo que ofrece la impresión 3D. No hay nada afín en el mercado. Las impresoras 3D ofrecen una tecnología novedosa, y es por eso que quizás bastante gente las mirar, de entrada, con desconfianza, sobre todo debido a su precio.

También hay que tener en cuenta que es un ámbito que desde hace unos años ha evolucionado mucho. En nuestros días las impresoras 3D son más veloces, más fiables, menos ruidosas, permiten imprimir diferentes materiales y, además, han bajado bastante de coste. Todo ello las convierte en un producto único, y cada vez más próximo al gran público.

Posibilidades aún por descubrir
Sí, son un producto único y ofrecen opciones casi infinitas. Mas lo mejor de todo son las aplicaciones aún por descubrir. Mejoras tecnológicas que harán de las impresoras 3D máquinas aún más útiles. Nuevas innovaciones que las acercarán a ámbitos o bien campos que nadie había imaginado.

Por ello, quizá esta sea una de las mayores ventajas de las impresoras 3D: saber que es una tecnología con muchas posibilidades, mas todavía muy joven y con mucho margen de desarrollo.

Si deseas conocer ciertos modelos más exitosos del momento te recomendamos que le eches una ojeada a nuestra lista con las impresoras 3D más vendidas de dos mil dieciocho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *